Inicio 10 Minutos con Jesús 10 Minutos con Jesús: Hoy, «me has dado un cuerpo»

10 Minutos con Jesús: Hoy, «me has dado un cuerpo»

por 10 Minutos con Jesús
eucaristia-20-06-2020

El equipo de 10 Minutos con Jesús está conformado por sacerdotes y laicos de EE.UU., México, Inglaterra, España, Colombia, Kenya, Filipinas, que hacen posible que miles de personas de todo el mundo pasen 10 minutos diarios de conversación con Jesús a través de WhatsApp, Spotify, Telegram, Instagram, YouTube, Ivoox, Podcast de Apple, Google Podcast.

Señor mío Dios mío, creo firmemente que estás aquí, que me ves que me oyes te adoro con profunda reverencia te pido perdón de mis pecados y gracias para hacer con fruto este rato de oración, de adoración, de presencia junto a ti Jesús, madre mi inmaculada san José mi padre y señor ángel de mi guarda intercede por mi.

Cuerpo de Cristo

Corpus christi cuerpo de cristo’ es la celebración, en muchos lugares ha sido trasladada al domingo y cuando todavía se hacían procesiones era el momento en muchísimos lugares de sacar al señor, otros han podido hacerlo incluso a pesar de la pandemia en escalas más reducidas haciendo una procesión sacando a Jesús, el cuerpo de Jesús el cuerpo y la sangre y el alma, la divinidad de Jesús escondido en la hostia santa.

Sabes Jesús meditar sobre tu presencia real en lo que ven mis ojos que es una simple oblea de pan o lo que tiene apariencia un pedacito sin más de alimento de comida, es tu cuerpo y tu sangre es muy sorprendente esa noticia que nos da la carta a los hebreos lo recoge de un salmo y en un momento determinado, cuando tú entras en el mundo dices de ti mismo no quieres le dices a Dios nuestro señor al padre no quiere sacrificios no has querido no has aceptado las ofrendas, pero me has dado un cuerpo y ese cuerpo como todo lo que tú tienes señor nos lo has dado.

 Me gustaría reflexionar contigo y me gustaría invitarte a ti también quizá tengas la suerte de estar ahora escuchando estas palabras sentado delante del tabernáculo del sagrario o incluso mirando una custodia que contiene la hostia santa para la adoración de los fieles, pero si no es así ven conmigo anímate a meterte en el misterio de lo que parece más espiritual pero es tan real como lo demás, me has dado un cuerpo ya lo habías anunciado al principio de tu ministerio tanto en galilea como incluso fuera de las fronteras de Israel en cesarea de Filipo habías dicho claramente, mi carne es verdadera comida mi sangre es verdadera bebida y se te habían ido los discípulos.

Nos diste pan y vino

 Luego llegado el momento solemne solemnísimo de los vísperas de tu pasión en la cruz anticipaste  ese sacrificio entregando a tus discípulos no solamente tu cuerpo y tu sangre sino el poder de que ellos conviertan también el pan y el vino en tu cuerpo y tu sangre, nos has dado a nosotros un cuerpo el cuerpo que te dio a ti Dios sacándolo de la naturaleza de la creación, del vientre purísimo, de las entrañas purísimas de la virgen maría nos lo has dado a nosotros y ese cuerpo después de la ascensión tuya los cielos Jesús está en el seno de la trinidad en el seno de Dios infinito.

Fíjate que es bonito que en navidades le cantamos a la virgen pues el que no cabe en todo el universo ha cabido en el vientre de una niña decimos de la virgen maría, fíjate bueno pues el que no cabe en todo el universo ha querido llevarse al seno de la trinidad, nosotros en el credo decimos sentado a la derecha del padre nada menos que el cuerpo humano que tomó de la naturaleza de los hombres y Jesucristo perfecto Dios perfecto a hombre, eres cuerpo sangre alma y divinidad y ese cuerpo sangre alma y divinidad sorprendentemente se hace presente en los altares cada vez que los discípulos y los sucesores de los apóstoles y de los presbíteros más los sacerdotes consagran tu cuerpo y tu sangre, te haces presente en el altar renueva el sacrificio te haces presente para la adoración de los fieles, te podemos comer y hacerte nuestro que en realidad es hacernos tuyos.

 Pero en fin me gustaría reflexionar sobre esto y rezarlo y agradecerlo, me gustaría como decía san pablo segundo, llenar el corazón del asombro y de la gratitud al meditar en este hecho maravilloso tú nos has dado el cuerpo tu cuerpo y tu sangre el cuerpo de cristo en la fiesta del corpus christi, lo exponemos a todo el mundo que todo el mundo lo vea lo paseamos por las calles es el cuerpo de cristo para que te podamos tocar, fíjate que los sentidos son externos que tienen los hombres el tacto siempre se ha considerado el sentido más burdo como el menos fino incluso en la mística y en tantas cosas siempre son las visiones o las imaginaciones o son los sonidos que llegan en música celestial, que parece que viene del mismísimo trono de Dios y sin embargo bueno incluso podemos pensar que los olores también el incienso y esas cosas nos llevan y nos subliman y hasta el gusto y que decía san pablo a los primeros cristianos le saborean las mismas cosas pero el tacto parece como muy burdo, sin embargo su sentido esencial para quienes tenemos cuerpo.

Canciones

 Y tú jesus Dios mio acompáñame en esta reflexión para decirle a Jesús tú tienes un cuerpo y nos lo has dado el cuerpo de cristo para que te podamos ver para que te podamos tocar para que te podamos adorar para que te podamos comer he tenido muchas tentaciones de poner músicas pero no lo voy a hacer porque, porque bueno ya he metido la pata bastantes veces en poner música pero pero incluso se me venía a la cabeza es acá una de las creaciones de un álbum famoso de los rolling y hablaba del cuerpo de una manera verdaderamente espantosa como somos capaces de maltratar y de destrozar ese don divino de nuestro cuerpo junto con nuestra alma.

En fin pero hay una canción que no la voy a cantar ni te la voy a poner tampoco que habla de esa locura de amor de las personas que se dan por amor que pasan las noches llorando por un amor que es una canción que se cantaban o la cantaron varias veces después de la guerra española aquellos primeros que siguieron a san Josemaría y componían canciones de amor humano a lo divino, canciones que luego han llegado a ser una tradición también entre aquellos que han seguido a san Josemaría en ese camino espiritual de la obra y esa canción tiene un párrafo, eso es una canción que no es exactamente un pasacalles pretende de alguna manera ser una canción de esas de ronda de las que se van por las por las calles cantando a las chicas, entonces iba cantando a las chicas canciones bonitas de pasacalles pero es una canción con un ritmo muy bonito y un tiempo de vals muy muy amable y habla de la eucaristía, y dice cosas muy curiosas.

Sacramento de la Eucaristía

 En una de sus estrofas dice el fuego que tú me diste nunca se apaga pues renuevo mi cariño cada mañana, cada mañana cuando celebra la misa cuando asisto a la santa misa cuando puedo comulgar y sigue diciendo la letra de la canción pues cuando nacen cenizas un viento enciende las brasas el viento sereno y limpio que tú me mandas fíjate que estas imágenes tanto del fuego el fuego que tú me diste como el viento son símbolos siempre han sido del espíritu santo y es precisamente el espíritu santo el que hace posible que hoy veinte siglos después de que tú por primera vez pronunciadas las palabras tomás y como mereces esto es mi cuerpo veinte siglos después de que tú consumara su sacrificio de ese cuerpo que te había dado Dios creador tomándola de naturaleza humana en la cruz y murieses por nosotros Jesús, y en cada celebración eucarística en cada misa en cada acto de adoración en cada momento de la comunión sacramental tenemos tu cuerpo y eso es posible gracias al espíritu santo ese es el fuego ese es que renueva mi cariño cada mañana ese es el viento el aire el soplo del espíritu santo qué maravilla.

 Me gusta considerar  los gestos que el sacerdote hace repitiendo los tuyos y también tomándolo fíjate cuando el ángel Gabriel le dice a tu madre Jesús, a la santísima virgen maría que ella es la elegida que ella va a ser la madre de Dios le explica cómo va a ser eso y le dice, el espíritu santo vendrá sobre ti el poder del altísimo te cubrirá con su sombra, ahora veinte siglos después el sacerdote cuando va a consagrar el cuerpo y la sangre tuya Jesús el pedazo de pan que se va a convertir en tu cuerpo el cáliz con la sangre que se va a convertir en tu sangre con el vino que se va a convertir en tu sangre dice cosas preciosas, y hace los mismos gestos pone sus manos sobre el cáliz y sobre la hostia que van a ser convertidas en tu cuerpo y en tu sangre haciendo sombra haciéndose eco de aquello que el ángel le dijo a tu madre, piensa en esto el espíritu santo me trae el cuerpo de cristo’ me lo pone ante los ojos ante el corazón muchas veces en estos días de la pandemia especialmente he tenido que contentarme a veces con pena con comuniones espirituales cuando no podía acceder a la comunión sacramental para que entienda que ese viento sereno y limpio que Dios me manda tu cuerpo tu sangre tu alma tu divinidad y toda la fuerza de tu presencia a mi lado.

Oración final

Te agradezco tanto señor estoy tan asombrado de que me quieras de esa manera que ante tu cuerpo el cuerpo tuyo después tiene custodia escondido en el sagrario guardado en mi pecho después de haberte recibido en la comunión te digo gracias señor estoy asombrado de ser tan querido de que tú hayas querido darme tu cuerpo el cuerpo de cristo’ te doy gracias Dios mío por los buenos propósitos afectos e inspiraciones que me has comunicado en esta meditación te pido ayuda para ponerlos por obra madre mía inmaculada san José mi padre y señor ángel de mi guarda intercede por mí. 

Tu ayuda nos permite mantener esta página y 
 el proyecto de Misioneros Digitales

¡Gracias por tu generosidad!
¡Dios te bendiga!

 

Misioneros Digitales Donaciones

 

 

 

Related Articles

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: