Inicio Meditación Diaria Marcos 1,21b-28

Marcos 1,21b-28

por Pbro. Luis A. Zazano
Marcos-1,21b-28

Evangelio según San Marcos 1,21b-28.

Jesús entró a Cafarnaún, y cuando llegó el sábado, Jesús fue a la sinagoga y comenzó a enseñar.
Todos estaban asombrados de su enseñanza, porque les enseñaba como quien tiene autoridad y no como los escribas.
Y había en la sinagoga un hombre poseído de un espíritu impuro, que comenzó a gritar:
«¿Qué quieres de nosotros, Jesús Nazareno? ¿Has venido para acabar con nosotros? Ya sé quién eres: el Santo de Dios».
Pero Jesús lo increpó, diciendo: «Cállate y sal de este hombre».
El espíritu impuro lo sacudió violentamente y, dando un gran alarido, salió de ese hombre.
Todos quedaron asombrados y se preguntaban unos a otros: «¿Qué es esto? ¡Enseña de una manera nueva, llena de autoridad; da órdenes a los espíritus impuros, y estos le obedecen!».
Y su fama se extendió rápidamente por todas partes, en toda la región de Galilea.

Cada vez que visitas a nuestros anunciantes estás ayudando a Misioneros Digitales


La autoridad.

1) Jesús entró: En el inicio del evangelio de hoy vemos a Jesús que sale, camina, busca, no se queda quieto y no está a la espera. Es una persona que asume los desafíos y es decidido. Esto es algo que tenemos que lograr vos y yo; saber ser decidido en la vida e ir a la búsqueda según la misión que vos y yo tenemos en este mundo. Ese andar de Jesús también esta marcado por cumplir con las normas religiosas, va el sábado a la sinagoga. Los compromisos no lo llevan a descuidar su vida religiosa, ¿tus compromisos cotidianos, te llevan a vos a descuidar tu vida religiosa?

2) Enseñanza: Cuando conocemos una persona educada no es necesario tomarle examen, pues uno ya se da cuenta en su actuar, en esto me gustaría presentarte una visión un poco curiosa o llamativa; es necesario que el cristiano también se culturise, que adquiera en su vida puntos culturales; por ejemplo ahora que estás de vacaciones el poder leer, o incluso conocer un poco de la historia de tu país, el poder aprender de música clásica, pues tiene un mensaje por detrás, etc. Pues para enseñar hay que formarse y hay cosas (incluso ajena a la religión) que puede ayudarte muchísimo para tu vida. Yo me propongo en estas vacaciones leer el Martin Fierro, vale pegarle una releida. ¿Vos, qué te propondrás?

3) Autoridad: El tener autoridad va acompañado con tu vida y con lo que implica. Es saber enseñar con tu actuar y saber decir las cosas en su momento, el autoritarismo es cuando uno manda dejando de lado a la persona y llegando a la humillación del otro. Nosotros, desde el mando y el poder, debemos mantener siempre la dignidad de los que nos rodean y de los que están a nuestro cargo.


Un pequeño económico tuyo, puede ayudarnos a continuar con nuestra misión y mantener esta página abierta.
¡Dios te bendiga!. ¡Gracias!


Clic para descargar el audio
Un año con Jesús



Related Articles

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: