Inicio 10 Minutos con Jesús 10 Minutos con Jesús. Hoy: Toy Story 4

10 Minutos con Jesús. Hoy: Toy Story 4

por 10 Minutos con Jesús
toy-story4

Como cada semana, compartimos una de las meditaciones que difunde el equipo de 10 Minutos con Jesús. El equipo de 10 minutos con Jesús está conformado por sacerdotes y laicos de EE.UU, México, Inglaterra, España, Colombia, Kenya, Filipinas, que hacen posible que miles de personas de todo el mundo pasen 10 minutos diarios de conversación con Jesús a través de WhatsApp, Spotify, Telegram, Instagram, YouTube, Ivoox, Podcast de Apple, Google Podcast

Señor mío y Dios mío. Creo firmemente que estás aquí; que me ves; que me oyes. Te adoro con profunda reverencia. Te pido perdón de mis pecados y gracia para hacer con frutos este rato de oración. Madre mía inmaculada, San José, mi padre y señor, Ángel de mi Guarda, interceded por mí.

Zaqueo y Mr. Woody

La historia de Zaqueo nos es familiar. Tu Señor saliste a su encuentro para sacarlo de esa vida que llevaba. Pero para los habitantes de Jericó Zaqueo era un miserable, era basura. Y seguro que el mismo Zaqueo se sentía un poco basura porque es lo que pasa cuando te tratan como basura: te empiezas a sentir un poco basura. Pero para ti Jesús Zaqueo no era basura. Era un alma de la que estabas locamente enamorado. Tan enamorado estás Jesús de cada uno de nosotros, que no solo estás dispuesto a sacarnos de la basura sino que nos quieres más y más cada día.

El otro día vi la película Toy Story’ 4 que está buenísima. La recomiendo vivamente. Quizá si la ves después de rezar estos 10 minutos con Jesús igual te guste más. Me encanta por los dos personajes principales. A Woody ya lo conozco desde la primera película y quizá un día prepara otros diez minutos contigo Jesús sobre la fidelidad de Woody:

Pues bien, resulta que la niña protagonista del filme va al colegio por primera vez y como Woody el muñeco la ve tan sola y triste consigue sacar de la papelera unos lápices de colores y cuatro cachivaches y se los da a la niña para que se entretenga. Y la niña se fabrica un juguete al que llama Forki, porque que no es más que un tenedor de plástico de la basura.

El juguete favorito de Bonnie

A Bonnie –así se llama la niña- le encanta su nuevo juguete, así que se lleva casa. Pero claro, cuando los demás juguetes ven un tenedor usado con ojos no sabe qué pensar. Entonces Woody les explica el  porqué  es tan importante para Bonnie. Este juguete es crucial para conseguir que Bonnie se adapte al colegio. Cuando se puso a jugar con él se le dibujó una sonrisa enorme en la cara. Bonnie hizo un amigo, un amigo nuevo fabricado  con desechos de la basura y la escritura dice que Dios nos hizo de la tierra que es más o menos lo mismo Bonnie. No ama porque es hermoso porque no lo es, sino que lo ama porque lo ha hecho ella. Ha salido de sus manos. Igualmente tu Dios me amas porque me has hecho con tus manos. Para otros este juguete es un pedazo de basura pero para Bonnie  es muy especial y quiere estar con él todo el rato. Yo para ti Señor soy más que especial. Tú me hiciste para que estuviera contigo siempre de la misma manera que Bonnie. Ella no ve basura sino su juguete preferido. Tú Señor no ves mi miseria sino un hijo al que amas con locura igual que a Zaqueo, que podía ser basura para muchos de los ciudadanos de Jericó pero tu  Dios mío estabas enamorado de él.

Forky me ayuda a rezar

Hay otro detalle de Forky que me puede ayudar a hacer la oración hoy. Obviamente porque sabe de dónde ha salido. Ha estado tanto tiempo en la basura que ahora se ha identificado con ella y se considera basura incapaz de abandonar la basura. De hecho la primera palabra que dice cuando ve a los demás juguetes es basura. Y Woody trata de explicarle que no lo es. Todos son juguetes. Estos son tus amigos. Después de haber sido tratado como basura durante tanto tiempo se sentía también un poco basura; y ahora porque tiene esta obsesión: bucear de nuevo en la basura porque quiere meterse en la basura porque está hecho con basura. Bueno no te voy a explicar más de la película porque seguro que si no lo has visto ahora ya quieres verla; pero Woody  gastará todas sus energías en tratar de convencer a Forky de que no puede volver a la basura porque Bonnie le ama y quiere estar con él.

Nos obsesionamos con nuestra miseria y esa atracción que tiene el pecador por seguir pecando. Porque la basura es tan atractiva. Está calentita, es cómoda y reconfortante ver. Como si alguien está susurrándote al oído y eso es el pecado para el pecador. Eso es lo que pasa cuando uno está cayendo una y otra vez en su miseria. Sin embargo todo cambia para Forky cuando Woody le hace entender que esa misma obsesión que tiene por la basura la tiene Bonnie por ti. Porque eso es así como se siente Bonnie cuando está contigo.

El Señor está obsesionado conmigo

Señor, tú  estás obsesionado conmigo como con Zaqueo. Tú crees encuentras ese calor en mi corazón y quieres estar conmigo. Yo soy como la basura de Dios, el juguete preferido de Dios. El amigo por el que estás dispuesto a dar la vida Jesús. Por eso Señor no te das por vencido y vienes a sacarme de la basura de mis pecados tantas veces como haga falta. No importa que estemos hechos del limo de la tierra. No importa que como Zaqueo nos hayamos revolcado en nuestra miseria. No importa cuántas veces Dios ha tenido que sacarnos de la basura. Dios está enamorado de ti como estaba enamorado de Zaqueo. Y nuestra misión es recordarle al mundo entero que aunque nos revolcamos en la basura no somos basura. Dios me ama. Soy especial para él. Señor, ¡cómo te gusta hacer maravillas con nosotros y por nosotros que somos tan poca cosa! Gracias Jesús y gracias también a ti y Madre mía inmaculada, que también me quieres tanto y soy tan importante para ti, que no dudas en meter las manos en la basura para sacarme de ella. Tantas veces como haga falta. Te pido madre mía que como  Forky, cuando descubra cuánto me ama Dos, me decida yo a amarla igual.

Te doy gracias Dios mío por los buenos propósitos, afectos e inspiraciones que me has comunicado en esta meditación. Te pido ayuda para ponerlos por obra. Madre mía inmaculada, San José, mi padre y señor, Ángel de mi guarda, interceded por mí intercede por mí.

Tu ayuda nos permite mantener esta página y 
 el proyecto de Misioneros Digitales

¡Gracias por tu generosidad!
¡Dios te bendiga!

 

Misioneros Digitales Donaciones

 

 

 

Related Articles

1 comentario

Avatar
Gloria Sanquirico noviembre 26, 2019 - 8:35 pm

Me encanto el simil!!! Que excelente manera de asociar nuestros principios cristianos siempre vigentes a ejemplos actuales!!!

Reply

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: