Inicio Reflexiones Tu Gracia me sostiene

Tu Gracia me sostiene

por Elena Fernández Andrés
jesus-y-la-pecadora

No soy experta en Biblia y es muy posible que me equivoque, pero hoy al orar con el evangelio me he quedado con una frase distinta a otras veces. Y es una frase que me ha «rechinado» mucho.

 «Maestro, sabemos que eres sincero y que enseñas el camino de Dios conforme a la verdad, sin que te importe nadie, porque no te fijas en apariencias» (cfr. Mateo 22, 15-21) 

¿Habéis visto a qué me refiero, dónde está el «tufillo» a rancio? Exacto: «sin que te importe nadie».

Creo que todas las demás frases se mueven en la verdad de cómo es nuestro Señor: es sincero (Él es la Verdad), enseña el camino de Dios conforme a la verdad (Él es el Camino, el rostro de Dios entre nosotros), no se fija en apariencias (pues conoce bien nuestro corazón, que Él ha creado, y no se queda en lo exterior)

Punto de vista

Pero lo de que no le importe nadie…. Cierto que podemos verlo desde el punto de vista de que es profundamente libre y vive en la verdad de Dios por encima de componendas, sin acepción de personas, sin importarle jugarse la vida por presentar la verdad sin tapujos.

Pero me ha «rechinado» la frase porque le importamos tanto ¡que dio la vida por nosotros! Nos ama tanto que no dudó en entregarse a la terrible muerte de cruz… 

Y le importamos tanto que no puede dejarnos vivir en la mentira ni en una mediocridad que nos hace vivir una vida arrastrada mientras ponemos «caretas» delante de los demás. Me impresionó muchísimo el evangelio de hace unos días donde Jesús afirmaba:

«¡Ay de vosotros, que sois como tumbas no señaladas, que la gente pisa sin saberlo!» (cfr. Lucas 11, 42-46)

Ocasiones

No puedo dejar de pensar en tantas ocasiones que escucho alabanzas y pienso por dentro «si tú supieras la verdad de cómo soy y cómo vivo»… Cuántas veces vivo un evangelio hecho a mi medida, donde justifico constantemente mis decisiones basándome en excusas y autojustificaciones, y no en la realidad del evangelio hecha vida. Donde olvido que, aunque eres Misericordia, también eres justo y me invitas a vivir en la verdad. En tu Verdad, no en la mía.

Señor, no me dejes vivir como tumba no señalada que la gente pisa sin saberlo… No me dejes vivir en apariencias y con caretas… Que tu Espíritu abrase de tal modo mi vida que solo pueda vivir en tu Verdad, siguiéndote a ti fielmente que eres el único Camino- Que mi Corazón sea semejante al tuyo para que vivas tu Vida en mí y a través de mí. Que de verdad el evangelio sea mi mas profunda regla de vida, hasta que se haga totalmente vida en mí. Jesús, confío en Ti, en tu Gracia que me sostiene y en la fuerza de tu Resurrección que puede transformar totalmente cualquier vida. Amén+

Canción: Tu Gracia me sostiene
Autor: Marcos Witt

Para más artículos como este: poverella.blogspot.com

Tu ayuda nos permite mantener esta página y 
 el proyecto de Misioneros Digitales

¡Gracias por tu generosidad!
¡Dios te bendiga!

 

Misioneros Digitales Donaciones

 

 

 

Related Articles

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: