Inicio La Voz del Pastor “Adviento, tiempo para levantarnos, mirar hacia adelante y caminar juntos”

“Adviento, tiempo para levantarnos, mirar hacia adelante y caminar juntos”

por Mons. Luis José Rueda Aparicio
conciertos-de-adviento

“Estamos comenzando un nuevo año litúrgico, es el primer domingo de Adviento y el Señor nos invita a caminar durante todo este año litúrgico en su presencia, y le decimos: “Muéstranos, Señor, tus caminos”

Evangelio según san Lucas 21, 25-28. 34-36

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos:

“Habrá signos en el sol y la luna y las estrellas y en la tierra angustia de las gentes, perplejas por el estruendo del mar y el oleaje, desfalleciendo los hombres por el miedo y la ansiedad ante lo que se le viene encima al mundo, pues las potencias del cielo serán sacudidas.

Entonces verán al Hijo del hombre venir en una nube, con gran poder y gloria. Cuando empiece a suceder esto, levántense, alcen la cabeza; se acerca su liberación.

Tengan cuidado de ustedes, no sea que se emboten sus corazones con juergas, borracheras y las inquietudes de la vida, y se les eche encima de repente aquel día; porque caerá como un lazo sobre todos los habitantes de la tierra. Estén, pues, despiertos en todo tiempo, pidiendo que pue dan escapar de todo lo que está por suceder y mantenerse en pie ante el Hijo del hombre”.

Palabra del Señor

Transcripción de La Voz del Pastor del 28 de noviembre de 2021

En este primer domingo de Adviento resuenan las palabras del Señor Jesús a sus discípulos.

Estamos en el capítulo 21 de san Lucas, el Señor les está diciendo: “¡Levántense! levanten sus cabezas; se acerca su liberación”. Es una promesa de esperanza, es una promesa real, pero nos está diciendo el Señor: “Miren todos los acontecimientos de su vida y de su familia; pero esta palabra del Señor nos anima a todos nosotros, a mí me anima mucho que el Señor nos está diciendo: “¡Levántense! se acerca su liberación” y cuando nos dice levántense, es para que pongamos a prueba todo lo que somos: nuestros talentos, nuestras capacidades, nuestra fe, nuestra alegría, nuestra fraternidad, toda nuestra capacidad de trabajo por el bien y por el Reino de Dios.

¡Levántense! no se queden quietos, no se queden esperando con los brazos cruzados, ¡levántense!, que sugiere un mirar hacia adelante y un ponernos en camino, ese es el tiempo de Adviento para nosotros, y el motivo es que se acerca a nuestra liberación y ustedes van a decir: ¿Y de que nos va a liberar? ¿Y quién nos va a liberar?

Nos libera de toda esclavitud, especialmente de la esclavitud del pecado en todas sus formas, que se anida en nuestra vida, que se anida en nuestra historia.  “Nos va a liberar Dios mismo, el Señor, el que viene, a quien esperamos; el Salvador de la humanidad”.

El tiempo de Adviento, es un tiempo para levantarnos, para ponernos en camino, para caminar juntos, para gozar con la liberación que el Señor nos da.

Que el Señor nos bendiga en este tiempo de Adviento que nos prepara para la Navidad, que bendiga su familia y los trabajos de sus manos.

En el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo.  Amén

Related Articles

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: