Inicio Meditación Diaria Meditación del 2 de junio

Meditación del 2 de junio

por Pbro. Luis A. Zazano
Marcos 12,13-17

Evangelio según San Marcos 12,13-17.

Le enviaron después a unos fariseos y herodianos para sorprenderlo en alguna de sus afirmaciones.
Ellos fueron y le dijeron: «Maestro, sabemos que eres sincero y no tienes en cuenta la condición de las personas, porque no te fijas en la categoría de nadie, sino que enseñas con toda fidelidad el camino de Dios. ¿Está permitido pagar el impuesto al César o no? ¿Debemos pagarla o no?».
Pero él, conociendo su hipocresía, les dijo: «¿Por qué me tienden una trampa? Muéstrenme un denario».
Cuando se lo mostraron, preguntó: «¿De quién es esta figura y esta inscripción?». Respondieron: «Del César».
Entonces Jesús les dijo: «Den al César lo que es del César, y a Dios, lo que es de Dios». Y ellos quedaron sorprendidos por la respuesta.

Cada vez que visitas nuestros anunciantes estas ayudando
a Misioneros

Al César y a Dios.

1) No tienes en cuenta: Jesús ama a todos por igual, Él no hace acepción de personas. Capaz que este sea trabajo tuyo y mío: tratar a todos por igual y no estar fijándonos de dónde viene o cómo es tal persona. Qué triste cuando hay personas interesadas que buscan tu amistad por lo que tenés o para sacar tajada de vos. Vos y yo no podemos permitirnos ese lujo. No seas interesado, que tu amistad sea sincera y sencilla. Qué triste ser amigo del padre Luis o del padre Carlos… solo para andar reflejando y refregando a los demás que sos amigo y te haces el súper agrandado. ¡Eso no es de Dios!

2) Trampa: no podemos andar poniendo trampas a nadie. Nosotros somos de una sola pieza, lo blanco es blanco y lo negro es negro. Hay veces que esto nos tocará enfrentar y nadie está exento, porque juntos debemos enfrentar cosas de esta vida y gente «bicha» hay en todos lados.

3) César: somos personas insertas en lo social y por ende debemos ser buenos ciudadanos. Personas que no solo habitamos en la tierra, sino que también nos comprometemos. Es por ello que te invito a que te comprometas también con la sociedad. Por ejemplo: hoy mantendré limpia mi ciudad o ayudaré a mantenerla limpia.

Clic para descargar el audio

Un año con Jesus

Related Articles

2 comentarios

Avatar
Sergio junio 2, 2020 - 8:59 am

Buen día padre. Está mal la fecha del evangelio del día. Debería decir 2 de junio.
Gracias por sus reflexiones diarias. Dios lo bendiga

Reply
Avatar
ana alvarellos junio 2, 2020 - 11:20 am

Cuando te importa, Jesús es sincero, cuando no te importa, Jesús es un mentiroso, un falso. La multitud, la gente, la “mayoría” son volubles según su propia ventaja y siguen la opinión y la mentalidad del mundo, de aquellos que con sus mentiras y falsedades condicionan la opinión pública. La simple y, en este caso, banal sabiduría de Jesús: «¿De quién es esta figura y esta inscripción?» demuestra la hipocresía de la pragmática pregunta de los fariseos de la época que Lo tentaban para robarLe declaraciones contra el poder romano. Jesús va más allá y nos obliga a redescubrir en nosotros el espíritu que viene de Dios Padre. “No sólo de pan vive el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios” y alimenta el espíritu en nosotros. También nuestro corazón pertenece a Dios y está habitado por el espíritu que se alimenta de la presencia y de las palabras del Señor, recibidas, acogidas y vividas. No caigamos en la trampa de las palabras humanas con las cuales todo y lo contrario de todo se justifica; dar a Dios significa reconocerse como hijos de Él, paz y amor, y vivir compartiendo el Regalo de la vida recibida.

Reply

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: