Inicio Reflexiones Volviendo del Cerro de la Virgen de Salta

Volviendo del Cerro de la Virgen de Salta

por Pbro. Juan Andrés "Gordo" Verde
volviendo-cerro-virgen-salta

Volviendo del Cerro de la Virgen de Salta.- Va un simple pensamiento-

 

 

 

Clic para descargar el audio

 

Rumbeando por el sendero, me quedé reflexionando bastante en los pasos que daba. Noté que “las piedras” en subida, muchas veces eran un estorbo- una molestia del camino. Habiendo llegado a la cima después de haberlas sorteado por más grandes o pequeñas que fueran.. Dios mismo se encargó de poner ese sentimiento en el corazón: “Valió la pena cada paso de la subida”.

Luego de todo un día de garuba suave y constante… el barro del camino ya se parecía a un jabón, que hizo más desafiante el regreso. Curiosamente, en la bajada, esas “piedras que alguna vez fueron de tropiezo”… ahora se convirtieron en puntos claves del camino. Dejaron de ser “estorbos” y pasaron a ser apoyos firmes, donde evitar la patinada. No es lo mismo un resbalón en subida, que una patinada en bajada. La rodada en bajada puede ser más fiera. Esos “estorbos iniciales”… de regreso a casa ya se veían completamente distinto.

No puedo sacarme las palabras de mi querido Luis Manuel (una de las personas que traje al cerro en mi corazón). Según él y los médicos; ya se encuentra “en los últimos tramos de su vida.. de retorno a la casa del Padre en el Cielo”… con mucha lucidez me dijo esta semana: “Ahora puedo ver con claridad, que aún los momentos más difíciles de mi vida.. fue muy bueno haberlos vivido.. simplemente porque tenía vida pa’ enfrentarlos…”

camino de salta¡Cuánta verdad! Se necesita una mirada magnánime para poder decir esto.

Hoy te hago esta simple invitación: pidámosle a Dios que nos regale esa mirada “magnánime”.

Muchas veces “en las subidas de la vida” no sabemos recibir los momentos difíciles… y con mucha facilidad despotricamos o nos damos por vencidos.

Una mirada magnánime nos ayuda a valorar cada piedra que se nos presenta en “la subida” … pero con ojos “ de bajada” -Es decir: con la certeza de que por alguna razón grande me toca enfrentarlas hoy… ¡No nos dejemos vencer! Pidamos la fortaleza para valorarlas y sortearlas en el momento Justo.

María es la que sabe mostrarnos cómo esa “piedra de tropiezo”… puede convertirse en el apoyo firme que necesitamos para seguir. ¡Ella es mujer de Esperanza!

Ojalá algún día podamos descubrir en nuestros corazones que ¡valió la pena cada paso de nuestras vidas!

¡Buena Semana! ¡Fuerte abrazo!

 

 

 
Misioneros Digitales Donaciones
 

Related Articles

3 comentarios

Avatar
Evelin noviembre 19, 2018 - 4:37 pm

Buena tarde, me encantó mucho la reflexión del cerro de la Virgen de Salta, gracias x compartirla padre, me ayuda a ver de manera diferente mi vida, no como una catástrofe, si no de manera diferente!

Reply
Avatar
JORGE noviembre 20, 2018 - 8:36 am

MUY BUENO, GRACIAS

Reply
Avatar
Paula noviembre 25, 2018 - 8:19 am

Excelente reflexión.. .Gracias por compartirla

Reply

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: